Atracciones Entretenimiento Tips

Tips para tener en cuenta cuando visites un parque acuático:

parque acuaticoLas vedettes de la temporada 2016 son los parques acuáticos, que se han multiplicado en casi todos los destinos turísticos.

En Portal te damos unas ideas para tener en cuenta a la hora de pasar un día en estos lugares de plena diversión:

  • Antes de ir informate bien de los horarios, de los precios de las entradas y de las posibles ofertas y promociones de cada día. También es interesante saber si te dejan llevar comida o no, para preparar tu picnic o, comprobar si se puede pagar con tarjeta de crédito o débito en sus restaurants o puestos de comida para calcular cuánto dinero llevar.
  • Lleven traje de baño. En los parques acuáticos no permiten tirarse de los toboganes con jeans porque se desgasta la fibra.
  • Adelantá el trabajo… Lo que necesites llevar preparalo la noche anterior: Toallas, mallas, ropa de recambio, protección solar… El objetivo es que el día de la visita sólo tengas que desayunar en familia y salir rumbo a la diversión. Procurá llegar a primera hora para aprovechar el parque todo lo que puedas.
  • Protección solar: se trata de una de las precauciones imprescindibles para no sufrir consecuencias desagradables después de un gran día de diversión. No dudes en ponerte abundante protector solar o bloqueador en algunos casos, antes de llegar al parque para que la piel quede bien protegida. No te olvides de las zonas que a veces quedan olvidadas como las orejas. A lo largo del día renová tu protección solar cada dos o tres horas. El sol incide en la piel de forma directa, así como reflejada en el agua, por lo que, igual que sucede con la nieve, se multiplica por dos.
  • También es muy importante proteger los ojos de las agresiones externas. Por eso es recomendable utilizar anteojos de sol, sombrero o gorra mientras estés fuera del agua, igualmente antiparras si querés pasar un buen rato nadando en alguna de las piletas. Sobre todo los más pequeños pasan horas en piletas como las de olas o las de toboganes, por lo que es recomendable que lleven protección.
  • Seguridad: Prioritario para evitar desagradables sorpresas es seguir todas las recomendaciones de seguridad del parque y prestar atención a las indicaciones de los guardavidas y los encargados de seguridad. Explica a tus hijos las normas que han de seguir, indícales a quién han de acudir si tienen algún problema, y marquen un punto de encuentro en el caso que se pierdan.  Mariela Alfonsín del Parque Puerto Aventura de Chascomús destaca NO CORRER, especialmente en la orilla de la pileta. Es importante caminar firmes para prevenir accidentes.
  • No pierdas de vista tus pertenencias. Guardalas en los vestuarios, o los casilleros que habitualmente proveen los parques acuáticos.
  • Otro tip tiene que ver con el celular: Aunque tengas la tentación de inmortalizar cada paso con tu teléfono inteligente, Pensá si merece la pena tener que preocuparte por tu dispositivo móvil a cada rato. Está bueno sacar fotos, pero mejor puede ser desconectar totalmente por un día.
  • Antes de salir corriendo a los juegos y toboganes es interesante dar una vuelta por el parque o mirar algún mapa para tener localizadas instalaciones como los vestuarios, kioscos, restaurantes y baños, para no tener que buscarlos con urgencia cuando tus chicos te lo pidan, o la guardia médica o lugares de guardavidas si fueran necesario.
  • Tratá de adaptar el horario familiar en tus vacaciones para sacarle el mayor provecho a la diversión. Si llegás temprano, lo ideal es disfrutar de los juegos más convocantes a primera hora, cuando todavía el parque no está lleno y las colas son más cortas. Para eso, ya que desayunaste temprano, come más tarde. Así, cuando las atracciones estén repletas, será el momento de comer.
  • Un descanso a la sombra o en las termas o en las piscinas más tranquilas después de comer puede ser una buena idea, y cuando la mayoría del público va a almorzar es el momento de volver a las atracciones más concurridas aprovechando la disminución de afluencia.
  • Después de comer es importante no realizar actividades de esfuerzo para evitar mareos, vómitos o, incluso, cortes de digestión. Lo mejor es hacer un almuerzo ligero y fresco a base de ensaladas y fruta fresca para recuperar fuerzas. No olvides hidratarte durante todo el día, así que siempre tené a mano una botella de agua o bebida bien fría.
  • Hasta el último minuto: Un día en el parque acuático es para disfrutarlo al máximo, no para discutir, así que elegí uno en el que no tengas ningún compromiso que te obligue a salir antes del cierre. De esta forma podés aprovechar hasta el último segundo y los chicos no se resistirán en volver a casa. Si el parque cuenta con duchas es recomendable que pasen por ellas antes de irse, y no te olvides de ponerte una crema o loción post solar, ya que, es lo mejor para hidratar la piel.
  • Seguramente que cuando regreses, los más pequeños no llegarán despiertos a tu casa.

A disfrutar al máximo, y viví una experiencia inolvidable

 

Comentarios

Comentarios