en

Trenes de larga distancia

Una experiencia para conectar con los pueblos de la Argentina

Trenes Argentinos
Trenes de larga distancia: una experiencia para conectar con los pueblos de la Argentina

Por Belisario Sangiorgio

En esta temporada de verano, se vendieron más de 270 mil tickets para llegar en tren a grandes destinos turísticos de toda la Argentina, tal como informó la empresa estatal Trenes Argentinos, que es dirigida por Martín Marinucci. Se trata de un registro de ventas alto, elevado, que da cuenta de que los ferrocarriles siguen siendo una opción de transporte recreativo de alta prioridad para los trabajadores de las clases populares que no pueden costear pasajes en bus, ni tampoco en avión.

 

¿Qué piensa la gente sobre los trenes de larga distancia?

En el imaginario social habita la idea de que los trenes de la Argentina están abandonados, poco cuidados. Sin embargo, esta idea es completamente falsa y, de hecho, tal como pudo confirmar Portal Argentina en una travesía por los campos bonaerenses rumbo a la Costa, viajar por rieles, durmientes y estaciones que también son museos resulta una experiencia apasionante; y con un marco institucional de fuerte presencia. Si bien las locomotoras recorren pequeñas localidades, muchas de ellas desoladas, el trabajo de los “laburantes” ferroviarios se realiza con rigurosidad en cada estación. También arriba de las formaciones, donde la supervisión constante de los pasajeros, y la actitud servicial de quienes integran Trenes Argentinos, aportan una sensación de seguridad, contención e inclusive alegría a quienes viajan.


Ocurre que se trata de una experiencia totalmente placentera, contrario a lo que se suele pensar. Desde el primer momento, hasta el último, todo está organizado: los horarios de llegada, de salida; el abordaje es sencillo, en una fila, con boleto y documento en mano; por otro lado, respecto del viaje, las butacas son cómodas, hay un coordinador por cada vagón, e inclusive los trenes tienen un “coche-comedor” para tomar café, almorzar, cenar o merendar. Los precios bajos, claro, permiten a los trabajadores de clases populares llegar a destinos que no podrían alcanzar de otra forma.

 

 

Testimonios

“Yo soy de Lugano. Vine con mis tres hijos, y mi esposa. Viajo en tren desde Constitución hasta Pinamar y allí tomamos un colectivo a Mar de Ajó. Ahorramos cerca de diez mil pesos si comparo los precios con otro tipo de transporte o traslado para toda la familia”, dijo Ezequiel, un joven que fumaba un cigarrillo mientras, en la estación Guido, realizaba su trasbordo.
Al respecto, el ministro Guerrera sostuvo: “Sólo en los trenes de larga distancia se vende más de un pasaje cada dos segundos, en la página web. Estos datos hablan de crecimiento, y de generación de empleo en el sector turístico, que la pandemia había castigado; que es muy potente y que ahora se va a recuperar rápidamente”.

Entre diciembre y febrero, más de 225 mil personas viajaron en el tren que parte desde la ciudad de Buenos Aires a Mar del Plata, Pinamar y Bahía Blanca. En noviembre pasado, por ejemplo, para viajar a Tucumán, las ventas comenzaron un lunes y el miércoles ya se habían vendido 20 mil pasajes. Aún más: la línea ferroviaria que va a Córdoba vendió 17 mil boletos en solo un día.

¿Qué piensas del artículo?

1028 puntos
Upvote Downvote

Escrito por Portal Producción

Mar Chiquita Fotografía

Laguna Mar Chiquita: un oasis para los flamencos en Argentina

Buenos Aires: tango en Parque Centenario